Alimentación y belleza

Llega el otoño e invierno y con ellos, el frío y el viento, que son dos factores que resecan y deterioran la piel. Por eso, ahora es una época ideal para proteger y mantener nuestra piel bien hidratada.  

Pero la hidratación de nuestra piel no se consigue de forma completa a través de cremas o aceites, la auténtica hidratación la conseguimos desde el interior, teniendo en cuenta la alimentación y el buen estado de nuestros órganos internos.

 

Los consejos más importantes para evitar la deshidratación de la piel ....

  • Evitar el alcohol y el café. Como sustituto del café puedes usar café de cereales.
  • Evitar el azúcar refinado. La "bollería" pasteles o golosinas son los peores enemigos. Para sustituir el azúcar puedes usar estevia como mejor endulzante, o bien, pequeñas cantidades de azúcar integral (no moreno), jarabe de agave negro o miel de buena calidad.
  • La mejor forma de aportar agua para nuestra piel es a partir de las frutas y verduras, ya que además nos protegen de los radicales libres que pueden agredir nuestra piel. De hecho, las frutas y las verduras deben ser la base de la alimentación. Además, debemos complementar bebiendo agua de mineralización muy débil.
  • Nutrir nuestra piel con grasas de buena calidad: evitar lácteos, grasas animales, aceites refinados y fritos. Se debe consumir aceite de oliva virgen, aguacate, frutos secos y semillas.

  • Además, para mantener la piel en buen estado, necesitamos una serie de "herramientas" que nos aporta la alimentación. La piel es especialmente sensible al déficit de ácidos grasos esenciales (omega 3 y 6), vitamina A, vitamina C, vitamina E, vitaminas del grupo B, zinc, Hierro, Azufre y Silicio.
  • La dieta debe ser equilibrada: rica en frutas y verduras de la temporada, especialmente zanahorias (sólo 1 unidad al día, aporta toda la vitamina A que necesitamos), crucíferas y ajo, kiwi, cítricos, albaricoque, melocotón, aceite de oliva virgen prensado en frío, cereales integrales, legumbres, algas, frutos secos, huevos. Es importante que estos alimentos se obtengan mediante procedimientos naturales, sin forzar la producción con técnicas agresivas para conseguir un mayor contenido de nutrientes y antioxidantes.

También debemos mantener en buenas condiciones el intestino, el hígado, el riñón y los pulmones, que son los órganos (junto con la piel) que ayudan a mantener nuestro cuerpo lo más limpio posible. Algunos consejos: evita el estreñimiento, haz al menos una depuración hepática al año y haz ejercicios respiratorios.

En resumen, para mantener la belleza exterior, tenemos que mantener la salud interior.

 

Es muy importante tener hábitos de vida saludables: hacer ejercicio físico, no fumar ni beber alcohol, dormir suficiente, no estresarse, alejarse de los lugares más contaminantes, etc, y, por supuesto, hacer una dieta equilibrada.

 

   

FUENTE: Lucía Redondo. Diplomada en Dietética y nutrición y Master en nutrición y metabolismo por la UB

¿ Hidratas tu piel ? ¿ Nos cuentas como ?

Gracias por compartir y dedicarme un poquito de tu tiempo

 

Xesca Fernández

www.unplusdebienestar.com

tu blog sobre estilo de vida saludable y bienestar personal


 


El lunar es el punto final del poema de la 


belleza ”  

Ramón Gómez de la Serna (1891-1963) Escritor español. Autor de Greguerías.



¡¡ Gracias por tu visita !!

Si te ha gustado este artículo, dale un "Me Gusta" y compártelo en tus redes sociales

También te pueda interesar

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    Sonia Fuertes (sábado, 23 julio 2016 00:57)

    Gracias por la información porque siempre me cuesta un montón tener la piel hidratada, voy a intentar seguir vuestros consejos y espero tener resultados, gracias.