Como elegir tu factor de protección solar (FPS)

A la hora de adquirir el producto de protección solar adecuado, debemos tener en cuenta 4 factores: 1-Índice de radiación solar. 2-Fototipo de piel. 3-Factor de protección solar. 4-circunstancias de la exposición.

 

1-ÍNDICE DE RADIACIÓN SOLAR:

Este punto hace referencia al nivel de radiación solar que ocurra. Se clasifica en una escala que va del 1 al 11.

La radiación se considera:

-Baja: 1-2

-Moderada: 3-4

-Alta: 5-6-7

-Muy Alta: 8-9-10

-Extrema: 11 en adelante.

Geográficamente hay lugares con un mayor nivel de radiación, por ejemplo en la alta montaña, también en los trópicos y en la nieve o el mar por el efecto reflejo. Pero en un mismo lugar varía según la hora del día o la estación del año, por el ángulo de los rayos solares que inciden sobre la tierra. Las horas del día con mayor incidencia solar son las horas centrales del día, entre las 12 del medio día y las cuatro de la tarde.

Para saber qué índice de radiación hay en cada país se puede consultar en los portales meteorológicos. En España se puede consultar este en predicciones diarias por provincias de todo el país en la Agencia Española de Meteorología (AEMET). En estos días de comienzos de julio está siendo entre 8 y 9 (muy alta) y conforme avance la estación continuará subiendo. 

Conocer el índice de radiación es importante para escoger el factor de protección solar, ya que determina el que utilicemos uno más o menos alto, a pesar de nuestro fototipo de piel o del tiempo de exposición que se vaya a estar. 

 

2-FOTOTIPO DE PIEL:

2-FOTOTIPO DE PIEL:

Desde que en 1975 Thomas B. Fitzpatrick, un dermatólogo de la Universidad de Harvard, presentara su tabla de clasificación, esta es la que se está manejando por ser fácil y rápida de interpretar.

Fitzpatrick  se basó en dos puntos para hacer su valoración: la tolerancia de la piel expuesta a la luz ultravioleta sin que llegue a quemarse y la capacidad para adquirir bronceado. Para ello también tomó en cuenta variables fisiológicas (color de ojos, color de cabello, color de piel y  si hay manchas) que perfilan los diferentes fototipos, que fijó en seis:

-FOTOTIPO I:

 Ojo: azul o verde muy claro. Cabello: pelirrojo. Piel: muy blanca y con pecas. Muy alta sensibilidad, se queman siempre y no broncean casi nunca.

-FOTOTIPO II:

Ojo: azul, grisáceo o verde. Cabello: rubio claro o oscuro.

Piel: blanca rosácea. Muy sensibles, se queman muy fácilmente y se broncean con dificultad.

-FOTOTIPO III:

Ojo: azul, verde o miel. Cabello: castaño claro u oscuro. Piel: blanca. Se quema ocasionalmente y se broncean con relativa facilidad.

-FOTOTIPO IV: 

Ojo: miel o marrón. Cabello: castaño claro u oscuro.

 Piel: morena o amarilla. En raras ocasiones se quema y se broncea con facilidad. 

-FOTOTIPO V: 

Ojo: marrón oscuro. Cabello: castaño oscuro o negro.

Piel: oscura. Casi nunca se quema y se broncea siempre.

-FOTOTIPO VI: 

Ojo: oscuro o negro. Cabello: oscuro o negro.

Piel: marrón oscura o negra. Nunca se quema y se broncea intensamente.

Aquí tenemos otra ayudita para determinar el fototipo de manera rápida: 

Instrumento estandarizado para la evaluación del fototipo basado en la escala de Fitzpatrick.

Pregunta:

¿Qué sucede con la piel de tu espalda o tus hombros, al día siguiente después de haberte expuesto al sol más de una hora, sin usar protector solar?

Recomendación:

Ten en cuenta que ponerse rojo equivale a quemarse o arderse y que broncearse equivale a que la piel se ponga más oscura o morena.

Señala con una “X” la opción que más se ajuste a tu piel:

FT.I: Siempre me pongo rojo (siempre me quemo).

Nunca se me oscurece la piel (nunca me bronceo).

FT. II: Casi siempre me pongo rojo.

Casi nunca se me oscurece la piel.

FT.  III: Algunas veces me pongo rojo.

Casi siempre se me oscurece la piel.

FT.  IV: Casi nunca me pongo rojo. 

Siempre se me oscurece la piel.

FT. V: Nunca me pongo rojo.

Siempre se me oscurece la piel (raza morena).

FT. VI: Nunca me pongo rojo.

Siempre se oscurece la piel intensamente (raza negra).

 

3-FACTOR DE PROTECCIÓN SOLAR:

Se abrevia como FPS  y nos indica cuál es el tiempo máximo de exposición a la radiación ultravioleta sin llegar a padecer enrojecimiento o eritema previo a riesgo de quemadura de primer grado en la piel.

Para entender cuánto tiempo podemos estar a salvo hay que aplicar esta fórmula matemática sencilla:

Cada número de factor de protección solar se multiplica por 10 minutos. Así, un FPS de 10 lo multiplicamos por 10 minutos y obtenemos 100 minutos (algo más de hora y media) que podemos estar al sol antes de quemarnos.

Un FPS 30 X 10 = 300 min. = 5 horas.

Ahora queda orientarnos sobre cuál FPS corresponde a cada fototipo y cuánto tiempo aproximadamente soportaría la piel el sol, según el fototipo, sin aplicación de FPS:

-FT. I=  FPS 50.....................( sin FPS = sólo 10 minutos)

-FT. II = FPS 30 a 50.............( sin FPS = de 15 a 20 min.)

-FT. III = FPS 20 a 30............( sin FPS = de 20 a 30 min.)

-FT. IV = FPS 15 a 20............( sin FPS = de 30 a 45 min.)

-FT. V = FPS 8 a 10...............( sin FPS = de 45 a 60 min.)

-FT. VI = FPS 6.....................( sin FPS = más de una hora)

 

4-CIRCUNSTANCIAS DE EXPOSICIÓN:

Este punto es una combinación de los tres puntos anteriores más las actividades que se producen voluntaria e involuntariamente durante la exposición.

Hay que tener en cuenta, además del índice de radiación (lugar, estación y hora del día), el fototipo de piel y el factor de protección solar del producto a aplicar, que suceden factores que hacen necesaria la reaplicación  del FPS cada hora u hora y media para asegurar una uniforme extensión de la película protectora que supone el producto sobre la piel porque:

  • La alta temperatura bajo el sol provoca sudoración que puede alterar la uniformidad y calidad de la emulsión aplicada.
  • Podemos estar retirando el producto al enjugarnos el sudor con las manos o algún material secante (pañuelo, toalla...).
  • Al bañarse en el mar o piscina se puede retirar parte del producto y sobre todo al secarnos al salir del agua.
  • Con los niños, cuya piel es especialmente delicada, hay que renovar el producto más concienzudamente tanto por su tipología de piel como por su mayor actividad física (juegos en la arena, el agua, etc.). 
  • Las personas mayores deben tener también más cuidado porque además su piel es menos eficiente en su defensa, debido a la edad y por su mayor grado de sequedad y menor capacidad de regeneración.
  • Se recomienda aplicar el FPS media hora antes de la exposición solar para que le de tiempo a penetrar en la piel y fijarse de manera eficaz. Lo aconsejado es evitar las horas centrales del día por tener mayor índice de radiación o en su caso, aplicar FPS más alto.
  • Otra circunstancia de exposición solar es el BRONCEADO ARTIFICIAL en camas de UV:
  • Según las recomendaciones de la Comisión Internacional de Protección de Radiación no ionizante (ICNIRP), no deberían utilizar los servicios de bronceado artificial:
  • Las personas con fototipo I y II (deficientes en melanina), ya que sus pieles siempre se queman y raramente se broncean.
  • Menores de 18 años.
  • Personas con gran número de lunares.
  • Personas con tendencia a tener pecas.
  • Antecedentes de frecuentes quemaduras solares.
  • Lesiones cutáneas pre-malignas o malignas.
  • Piel con lesión solar.

 

Siguiendo todas estas consideraciones podemos estar tranquilos de que tomar el sol será una experiencia segura y placentera. Así obtendremos todos lo beneficios a nivel físico, emocional y estético que nos ofrece sin peligro a malas consecuencias.

 

Fuente: M. Carmen Ayala Azcárate bioesteticistas.blogspot.com.es

 

 

¿Cuáles son tus remedios naturales favoritos para evitar las quemaduras de sol?

¡¡Disfruta de una RADIANTE y Feliz semana!!

 

 

 

Xesca Fernández

acerca de

tu blog sobre estilo de vida saludable y bienestar personal


“El sol de mañana está en camino, un sol implacable, inescrutable como la vida”

Joaquim Machado de Assis: (junio de 1839 Río de Janeiro, Brasil - septiembre de 1908 Río de Janeiro, Brasil)

Escritor, novelista, dramaturgo, poeta, crítico literario y traductor brasileño, uno de los fundadores de la Academia Brasileña de Letras (1896) 


¡¡ Gracias por tu visita !!

Si te ha gustado este artículo, dale un "Me Gusta" y compártelo en tus redes sociales

También te pueda interesar


Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    it works wrap (martes, 18 julio 2017 09:32)

    Me gusta mucho el sol, pero yo sé que no es bueno si voy a abuzo del sol.