· 

La verdad sobre la adicción al azúcar

El azúcar refinado se ha convertido en un alimento básico en la mayoría de los países desarrollados, y muchos no saben cómo evitar este ingrediente pernicioso, que se puede encontrar en prácticamente todos los alimentos procesados.

 

Las dietas altas en azúcar son sin duda, el principal culpable de las crecientes tasas de obesidad y diabetes tipo 2 y otros problemas de salud crónicos asociados con la resistencia a la insulina.

Por ejemplo, según una investigación reciente presentada en las Sesiones científicas 2015 de la American Heart Association, los niños obesos de tan solo 8 años muestran signos de enfermedad cardíaca y el consumo excesivo de azúcar desde el nacimiento es la base de esta tendencia.

 

¿Es el azúcar adictivo?

Sí. El azúcar puede ser tan adictivo como las drogas y el alcohol y es muy difícil de evitar debido a su presencia y adición a muchos alimentos. Consumir o incluso simplemente pensar en el azúcar puede estimular el cerebro y liberar dopamina en tu sistema.

 

El azúcar no solo sabe bien sino que también es potencialmente adictivo. Consumir o incluso pensar en azúcar puede desencadenar una dopamina, un neurotransmisor que controla el placer y el comportamiento motivado por la recompensa, en tu sistema. Los estudios han demostrado que el azúcar puede ser tan adictivo como las drogas y el alcohol. Sin embargo, es más difícil evitar el azúcar, ya que hay miles de alimentos envasados en las tiendas de comestibles hoy en día, y aproximadamente el 80 por ciento de ellos contienen azúcares agregados.

 

El problema principal, sin embargo, viene de lo que bebemos casi más de lo que comemos.  El promedio de una lata de refresco contiene aproximadamente 25 gramos de azúcar agregada, mientras que las botellas tienen alrededor de 40 gramos y un café Starbucks contiene aproximadamente 47 gramos de azúcares agregados por lo que en cualquiera de los tres casos se sobrepasa el consumo diario recomendado.

 

¿Qué hace que el azúcar sea tan adictivo?

Cuando comes alimentos azucarados, el centro de recompensa de tu cerebro, conocido como el núcleo accumbens, se estimula mediante el aumento de las señales de dopamina, un neurotransmisor que desempeña un papel en tu percepción del placer. 

Debido a que comer azúcar te hace sentir bien, es probable que lo comas a menudo para sentirte mejor. A medida que consumes cantidades excesivas de azúcar de manera regular, las señales de dopamina de tu cuerpo se debilitan y se desarrolla tolerancia, por lo que debes comer más azúcar para obtener el mismo nivel de recompensa, lo que finalmente resultará en una adicción al azúcar. Esta es la razón por la cual los fabricantes utilizan el azúcar para impulsar tu comportamiento.

Ha habido muchos estudios sobre el potencial adictivo del azúcar. Por ejemplo, una revisión de 2018 publicada en el British Journal of Sports Medicine afirma que "se ha descubierto que el azúcar produce más síntomas de los necesarios para ser considerado una sustancia adictiva".

Presenta efectos similares a los de las drogas, como atracones, ansias, intolerancia, abstinencia, sensibilización y dependencia.  Otro estudio publicado en la revista Neuroscience afirma que los atracones intermitentes de azúcar pueden aumentar la dopamina extracelular en el núcleo accumbens. 

Los riesgos para la salud de comer demasiado azúcar

Las moléculas de azúcar en la dieta se unen a las moléculas de proteínas y crean "proteínas entrecruzadas", lo que significa que las proteínas comienzan a unirse entre sí. Esto se conoce como glicosilación 

Las cataratas son un ejemplo de rigidez de las lentes de los ojos y la perdida de la vista. El tejido se vuelve duro, amarillo y correoso.

El azúcar endurece, debilita y envenena todos los sistemas del cuerpo, incluido el sistema endocrino. A medida que la producción de hormonas se desvanece lentamente, especialmente en nuestras glándulas suprarrenales y en la pituitaria, que produce la hormona del crecimiento, la energía se desvanece, lo que hace que perdamos la capacidad de limpiar toxinas. Estamos cada vez más resfriados, y nuestros intestinos se llenan con material fecal en descomposición. 

Las señales de que nos estamos intoxicando son:

  • Canas,
  • Uñas débiles,
  • Pérdida ósea y sarcopenia (pérdida de músculo magro, reemplazado por grasa). 
  • Dolores musculares y dolores
  • Insomnio
  • Resfriado
  • Náuseas
  • Gases, hinchazón

Eliminar el azúcar es una de las maneras más fáciles y rápidas de mejorar tu salud

Estos son algunos consejos y trucos para ayudarte a reducir los antojos de las cosas dulces y comenzar a sentirte lleno de alimentos más saludables.

 

Elimina las bebidas azucaradas

¿Por qué?  hay muchos culpables: refrescos, aguas endulzadas, bebidas de café, bebidas energéticas, bebidas de frutas e incluso zumos de frutas. De hecho, los zumos de frutas puede ser una combinación de saborizante de fruta y 100% edulcorante.

 

Ayúdate con fruta fresca

Entonces, ¿qué debería comprar en lugar de todos esos bocadillos dulces? Los dulces de la naturaleza, por supuesto, que están naturalmente libres de todos los azúcares agregados. De hecho, los dietistas dicen que comer fruta fresca es una de las formas más saludables de satisfacer un antojo dulce. Para asegurarte de que su sabor a fruta te deja lleno y satisfecho, combínalo con una grasa saludable, como nueces (que se digieren lentamente) y te mantendrán saciado por más tiempo.

 

Utiliza otro tipo de antojos

Claro, ese yogur con sabor a pastel de lima parece delicioso, pero también está lleno de azúcar y exceso de calorías. En su lugar, compra yogur natural o griego sin edulcorar y condiméntalo con frutas y especias como la canela o nueces. Aparte de su aroma celestial, los estudios demuestran que la canela puede ayudar a controlar el azúcar en la sangre y aumentar el metabolismo, lo que la hace ganar para tus objetivos de conseguir un vientre plano.

 

Lee las etiquetas de valores nutricionales de los alimentos (te sorprenderán)

El azúcar está oculto en algunos de los alimentos más sorprendentes. Salsas picantes, alimentos congelados, condimentos, sopa enlatada: muchos de estos alimentos tienen un alto contenido de azúcar, aunque no tengan un sabor dulce.

La mejor manera de evitar el azúcar oculto es cocinar en casa con ingredientes no procesados, como verduras y carnes magras. Si no puedes evitar comer alimentos procesados a veces, asegúrate de revisar las etiquetas primero, para poder evitar azúcares ocultos en este tipo de alimentos.

 

Considera utilizar edulcorantes naturales

Renunciar al azúcar puede ser muy difícil para algunas personas. Si estás luchando para ello, hay algunas alternativas naturalmente dulces que son realmente mejores para ti que tomar azúcar refinado.

 

Stevia: Extraído de las hojas de una planta llamada Stevia rebaudiana, prácticamente no tiene calorías y se ha demostrado que ayuda a reducir la presión arterial y el azúcar en la sangre en personas con diabetes.

Eritritol: se encuentra naturalmente en la fruta, solo contiene 6% de las calorías del azúcar, pero es mucho más dulce, por lo que solo se necesita un poco. Tampoco causa picos de azúcar en la sangre.

Xilitol: un edulcorante que se encuentra naturalmente en muchas frutas y verduras. No causa picos de azúcar en la sangre.

 

 

Recuerda, seguir estos consejos puede llevar tiempo. Sé paciente contigo mismo. Lo importante es lograr el objetivo de reducir el consumo de azúcar, no la rapidez con la que lo haces.

Invierte el tiempo que necesites; A la larga valdrá la pena.

 

 

¿Conocías las consecuencias del consumo excesivo de azúcar?

Lo que decidas hacer, asegúrate que te haga feliz.

 

 

¿TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO? 

Mantente al día de todos nuestros artículos, recibiendo en tu correo nuestro Boletín de Noticias con temas tan interesantes como Salud, Cosmética Natural, Alimentación Saludable, Recetas y Pensamiento Positivo.

¡¡ NO te los pierdas !!

Puede darse de baja en cualquier momento

                  SUSCRIBIRSE

 


“Todo les sale bien a las personas de carácter dulce y alegre.”

François-Marie Arouet, más conocido como Voltaire (noviembre de 1694, París, Francia - mayo de 1778, París, Francia) escritor, historiador, filósofo y abogado francés.


¡¡ Gracias por tu visita !!

Si te ha gustado este artículo, dale un "Me Gusta" y compártelo en tus redes sociales

También te pueda interesar


Belleza

Salud

Bienestar

Recetas


Escribir comentario

Comentarios: 0